¿De asaltar los cielos a tragar con la mochila austriaca por la vía del diálogo social?

Debo decir que veo positivo que aumente en 50€ mensuales el SMI de miles de trabajadores, de la misma manera que el año pasado con la subida de 735’90 a 900. A muchas familias obreras les vendrá bien este aumento, aunque siga siendo claramente insuficiente. Me pregunto cómo ha aceptado la patronal ambas subidas en un país con un parlamento mayoritariamente neoliberal y con una calle desmovilizada a excepción de conflictos puntuales. ¿Qué gana el capital a cambio?

Poco después del anuncio de la subida del SMI «fruto del diálogo», la ministra de trabajo, Yolanda Díaz, dijo que no se derogaría la reforma laboral del 2012 por completo. Además, algunos intuimos que de la del 2010 ni hablar. No obstante, días después de las declaraciones de la ministra, aún había algún diputado de Podemos diciendo que no iba a quedar «ni los palos del sombrajo de la reforma laboral». ¿Soplar y sorber al mismo tiempo para contentar a quienes siguen sin caerse del guindo? ¿O directamente tomarnos por idiotas a todos?

Considero que en casos como este lo mejor es recurrir a lo que dice el poder real a través de su principal representante en el gobierno, Nadia Calviño. En pocos días ha dicho dos cosas importantes:

1. Las grandes reformas como la laboral, deben contar con un amplio consenso social y político, pues «no se trata de estar constantemente tejiendo y destejiendo reformas laborales.»

2. El ministerio de Seguridad Social «va a estudiar todas las opciones para mejorar el sistema el sistema de previsión complementario, como la implantación de la ‘mochila austriaca’».

Me pregunto por qué ha reinado el silencio tras las palabras de la vicepresidenta. ¿Por qué nadie le ha contestado? ¿Por qué hay organizaciones que se autodenominan de clase que no han manifestado un claro rechazo al que puede ser el mayor ataque a la clase obrera en décadas? ¿Quieren conservar ministerios y sillones a cualquier precio? Me parece mucho más grave cuando hay dos ministros con carnet de Izquierda Unida y del Partido Comunista de España. Independientemente de lo que sean en realidad, el partido tiene una responsabilidad en este caso porque callar ante tal amenaza es pura complicidad. Con quienes atacan o amenazan de tal manera a los trabajadores y las trabajadoras no hay ni diálogo ni ministerio que valga la pena. A no ser que seas uno de ellos.

ob_27458e_la-izquierda-kalvellido

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google photo

Esteu comentant fent servir el compte Google. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s

Crea un lloc web gratuït o un blog a Wordpress.com.

Up ↑

%d bloggers like this: