Política y sueldos

“Como primer punto del orden del día, actualizaremos nuestro sueldo.

Como segundo punto bajaremos el de los demás.”

La Polla Records

Soy de esos que piensan que los sueldos en política son necesarios para garantizar que cualquier trabajador/a pueda dedicar su tiempo a la política, algo que de lo contrario solo podrían permitirse los ricos. He de decir que también me gustaría que la mayoría de los políticos con sueldo tuviesen previamente una mínima vida laboral.

Desde el inicio de la crisis sistémica está circulando un discurso peligroso contra políticos y partidos. Todos en un mismo saco y señalados como culpables de la crisis en la que solo se libran los verdaderos responsables. Se señalaba por tanto, a los servidores de estos pero también a cualquiera que tuviese un cargo público aunque no se hubiese plegado a los intereses de las clases dominantes. En este periodo nos hemos acostumbrado a bulos como el de 470.000 políticos con sueldazos en nuestro país y cosas por el estilo. No se trata de un cuestionamiento de unas políticas en concreto sino de un ataque a la propia existencia de políticos y partidos mientras los capitalistas se iban de rositas.

Unknown

Una década después del inicio de la crisis tenemos un partido ultraderechista en muchas instituciones que acaba de soltar que los parlamentarios no deben cobrar hasta que no haya gobierno. Están a un paso de decir que los trabajadores no debemos cobrar si no logramos los objetivos de la empresa. El caso es que estos mensajes van calando poco a poco. Al mismo tiempo que este partido de ricos suelta estas burradas, hay otros políticos que “se rebajan” el sueldo aunque sea haciendo aportaciones al partido o a organizaciones sociales. He de decir que aunque a mí no me importe a qué dedica cada uno su sueldo, no me gusta que se creen modas de bajar sueldos e igualarlos a la baja. De hecho ya hay medios e “influencers” que van diciendo que cobrar no es lo importante y que “ganar poco puede ser mucho si trabajas en lo que te gusta.”

Como decía al inicio, los sueldos en política son necesarios para aquellos/as trabajadores/as que deben dedicar su tiempo durante unos años. Ahora bien, esto comporta ciertos peligros y más en un panorama desolador de paro y precariedad. No son pocos los que tratan de aferrarse al cargo y al final su política se reduce a la fontanería de la organización, a trepar y a ir saltando de poltrona en poltrona. Acaban considerándose imprescindibles por necesidad, pues difícilmente se van a adaptar a un mercado laboral cada vez más precario. Al final controlan partidos, los liquidan cuando lo precisan o crean nuevos movimientos, coaliciones o chiringuitos para sobrevivir en el sillón mientras todo se hunde. Lamentablemente hemos pasado de tener organizaciones obreras a ser fans on-line de una panda de vividores que se reparten cargos y asesorías sin ningún tipo de pudor. Gente sin principios que no tienen problema en dar continuos bandazos ideológicos sin despeinarse en pleno ataque del capital a nuestros derechos y libertades.

¿Qué hay frente a los mensajes de la ultraderecha sobre los sueldos? Nada. Algunos están ocupados en su primera medida en su ayuntamiento o parlamento: subirse el sueldo.

Deixa un comentari

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google photo

Esteu comentant fent servir el compte Google. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s

Crea un lloc web gratuït o un blog a Wordpress.com.

Up ↑

%d bloggers like this: